¿Cómo usar la cera dental para ortodoncia?

La cera dental es una solución muy eficaz para mitigar las molestias de la ortodoncia.

Una de las primeras preocupaciones de las personas que han comenzado este tipo de tratamientos es si les va a causar dolor.

Lo cierto es que, sin importar el tipo de aparatología dental que elijas, una vez colocado es necesario pasar por un periodo de adaptación. 

En ocasiones dicho periodo dura un par de días, aunque a veces puede alargarse hasta las dos o tres primeras semanas de tratamiento.

No queda más remedio que acostumbrarte a tener una presencia nueva y extraña en la boca para hablar y comer determinados alimentos

La principal molestia viene motivada por el propio movimiento dentario que realiza la ortodoncia.

Pero, sobre todo en el tratamiento ortodóncico con brackets -metálicos, de zafiro o linguales-, es frecuente sentir molestias debido al roce del aparato en la mucosa bucal: lengua, mejillas o labios.

Hasta que te acostumbres a la ortodoncia, vamos a explicar por qué la cera dental puede hacerte este proceso más llevadero y cómo debe utilizarse.

 

¿Qué es la cera dental?

Muy probablemente hayas oído hablar de este producto, también conocido como cera para ortodoncia.

Puede comprarse en farmacias y parafarmacias, en formado de unas barras finas de color blanco.

¿Cómo se aplica la cera protectora?

Colocar la cera dental es muy sencillo y es un proceso que se puede realizar cuantas veces lo requiera la persona.

  • En primer lugar, es fundamental que te cepilles los dientes, haciendo especial hincapié en la zona que hay entre el aparato y la pieza.

    Para ello, puedes emplear un cepillo interproximal o un irrigador bucal, que elimina de forma más eficaz los restos de comida. 

  • Seca bien la superficie del bracket que provoca el roce, ayudándote de un pequeño algodón.

  • Desprende una pequeña cantidad de cera de la barra, aproximadamente del tamaño de un grano de arroz. 

  • Dale forma redondeada y aplastada con los dedos.

  • Coloca la cera en el bracket -o en la zona que origina la molestia- y presiona suavemente para que se adhiera a la superficie del aparato.

    Así, la cera forma una capa que protege nuestra piel del contacto de metal.

La cera dental te ayudará a pasar de forma más sencilla el
periodo de adaptación al comenzar un tratamiento
de ortodoncia

¿Qué hago si los brackets ya me han provocado heridas?

Es posible que notes la aparición de aftas en la boca a los pocos días tras la colocación de los brackets

Cuando la ortodoncia ya ha creado una llaga, los dentistas recomiendan combinar el uso de la cera dental con algún producto específico que acelere el proceso de cicatrización. 

Este tipo de medicamentos se venden en la farmacia y uno de sus componentes es el ácido hialurónico, que agiliza la curación. 

Igualmente, para aquellos casos en los que la aflicción resulta demasiado intensa para el paciente, es habitual que el odontólogo aconseje un gel analgésico.

Este se aplica directamente sobre la llaga y tiene un efecto calmante que actúa durante una media hora, aproximadamente. 

Multident San Miguel | Multident San Juan de Lurigancho | Clínica de Ortodoncia y Alta Estética – Los Olivos | Términos y Política de Privacidad

  • Facebook
  • Instagram
  • Email
  • Twitter
  • YouTube
  • LinkedIn
  • Whatsapp

Multident San Juan de Lurigancho
Clínica de Ortodoncia y Alta Estética – Los Olivos
Multident San Miguel
Términos y Política de Privacidad

  • Facebook
  • Instagram
  • Email
  • Twitter
  • YouTube
  • LinkedIn
  • Whatsapp